Cómo Esta Regla De 3 Puede Simplificar Tu Vida Diaria

A veces nuestra vida avanza, avanza y avanza! Esto puede ser caótico e incluso puedes encontrarte a ti misma deseando que la vida fuera más simple. Si esto te suena familiar, entonces tienes que conocer esta regla de tres que te ayudará a sentir consuelo, calma en el caos y estrés.

Prepárate para ser el amo de tu vida siguiendo estos simples pero importantes pasos…

 

3 Metas

Es un nuevo día, lo que significa que estás un paso más cerca de tus metas. Pero, quizás tienes miles de metas que te has propuesto y sientes que no estás logrando. Entonces, este es el problema ¿Para qué necesitas tener miles de objetivos? Haz una lista de prioridades y céntrate sólo en tres a la vez. Esto te ayudará a sentirte mucho más realizada cuando veas que las estás logrando. Y nunca te olvides de todas las metas que ya has visto realizadas, ¡Sigue adelante!

 

3 Pendientes

Sabemos lo que estás pensando: imposible. Sabemos lo que es cuando entras a la oficina, te acabas de sentar en tu escritorio y la lista de pendientes ya es más alta que tú. Una buena forma de lograr ordenarte es siempre abordar los tres más importantes, de esta forma das prioridad y no pierdes el tiempo con tareas más pequeñas. Además, es una buena forma de mantenerte al tanto de tus pendientes y de lo que realmente necesitas hacer hoy.

 

3 Projectos

Malabarear demasiados proyectos sólo te conducirá al fracaso, lo que no te ayudará a sentirte motivada. Los “proyectos hermanos” son una buena manera de lograr terminar las cosas. Esto significa que mientras estás atascada en uno, puedes saltar al siguiente. Aplica esto en un máximo de tres proyectos a la vez, por ejemplo: tu trabajo, un proyecto personal y algo que estés armando con tus amigos. Te sorprenderá lo productiva que puedes ser al saltar de un proyecto a otro. ¡Nunca te faltará inspiración!

 

3 Mantras

Sabemos que a veces es difícil. Puede que alguien te esté poniendo nerviosa o te sientas atascada en alguna tarea, es muy común que estemos frente a una crisis o tensión. Entonces, cuando el trabajo se pone muy pesado, o hay algo que te está perturbando, sigue estos tres mantras que te ayudarán a manejar el estrés.

Repite hasta que te sientas más relajada:

1. No es el fin del mundo…

2. Respira hondo y bota, respira hondo y bota…

3. Relájate, relájate, tranquila…

 

Ahora…¿Quién podrá detenerte?

Síguenos en facebook