Las Súper Hierbas Que Combaten El Estrés, Aumentan La Energía Y Ayudan A Bajar De Peso

Recibe las últimas novedades del mundo de la moda.

¿Te suena el término “adaptógenos”?

Para las que están inmersas en el mundo saludable, quizás ya están familiarizadas con el término “adaptógeno”, pero para quienes que no saben de qué se trata, aquí les contamos todo lo que necesitan saber de esta nueva tendencia naturopática.

 

 

¿Qué son?

Los adaptógenos son hierbas. El algunos casos, raíces y hongos. Estas plantas especiales ayudan con el estrés, la ansiedad, el sueño, el sistema inmunológico y mucho más. Han sido usadas en la naturopatía, la medicina ayurvédica y la medicina china durante siglos, pero la ciencia occidental también los respalda.

El ginseng asiático, la albahaca santa (también conocida como tulsi), el eleuterogénesis (ginseng siberiano), la ashwagandha, la raíz de astrágalo, el espino cerval de mar, la raíz de regaliz, la Rhodiola rosea y los hongos cordycep son algunos de los adaptógenos conocidos.

 

 

¿Cómo funcionan?

Los adaptógenos son buenos para el cuerpo, el cerebro y la vida cotidiana. El término “adaptógeno” proviene de las habilidades de estas hiervas para adaptarse a las necesidades del cuerpo. Un estudio del 2010 citó que los adaptógenos tienen efectos terapéuticos específicos, que pueden combatir los trastornos relacionados con el estrés y el estrés mismo, además de también impactar en la calidad de vida de los pacientes con enfermedades crónicas y afecciones patológicas.

Los adaptógenos apoyan la función suprarrenal y a través de esto contrarrestan los efectos adversos del estrés, permiten que las células del cuerpo accedan a más energía y además ayudan a las células a eliminar los subproductos tóxicos.

Además de combatir el cortisol (su beneficio más conocido), tiene otra serie de efectos beneficiosos para la salud:

– Reducen el estrés y ansiedad.

– Disminuyen el riesgo de enfermedades autoinmunes y cáncer.

– Aumentan la energía.

– Mejoran el sistema inmune.

– Mejoran la digestión.

– Ayudan a la pérdida de peso.

 

 

¿Dónde las consigues?

Los puedes consumir como suplementos, ya que están disponibles en fórmulas en cápsulas. Además, puedes tomar tés con adaptógenos, como el té de ginseng.

 

 

¿Hay algún efecto secundario negativo?

Como el término “adaptógeno” engloba un grupo de múltiples hierbas, es mejor que estudies las propiedades de cada uno y también las dosis que necesitas para ti.

Síguenos en facebook