Cut & Paste – Blog de Moda

13 Cosas Que No Sabías Sobre El Diablo Se Viste A La Moda

A pesar de que pasaron 11 años desde su estreno, esta icónica película, protagonizada por Anne Hathaway y Meryl Streep, sigue siendo un referente de moda y estilo que muchas mujeres quisieran imitar.

¿Pero, sabes exactamente a qué se debe su gran popularidad?

Sigue bajando para conocer en detalle las 13 razones por las cuales esta película sigue y seguirá presidiendo la lista de tus películas favoritas…

 

 

La película está basada en una historia real

Se basó en el libro escrito por Lauren Weisberger, ex asistente de la redactora en jefe de Vogue, Anna Wintour.

 

 

Se necesitaron 4 escritores para redactar el guión

El libro no poseía una narración fuerte y estructurada. 4 escritores fueron los encargados de mejorar y adaptar el guión.

 

 

Las gemelas fueron difíciles de encontrar

Aunque no aparecen mucho durante la película, se hicieron miles de castings para encontrar el par adecuado.

 

 

Gisele Bündchen aparece en la película

Ella hizo el papel de Serena, un miembro del personal editorial de Runway.

 

 

Stanley Tucci se incorporó al elenco a último minuto

Stanley Tucci aceptó su rol como Nigel (el editor de moda), 72 horas antes de que su personaje debutara en el set.

 

 

El personaje de Emily está basado en Plum Sykes

Sykes tambien es escritora y fue asistente de Anna Wintour.

 

 

Meryl Streep pidió que le doblaran el salario para esta película

Según ella, el monto que le ofrecían no reflejaba el valor que le estaba aportando a la película.

 

 

Antes de este papel, Anne Hathaway sólo había protagonizado películas infantiles

Gracias a este papel, la protagonista de “Ella está encantada” y “El diario de la princesa”, pudo darle un giro a su carrera.

 

 

Con el fin de preparase para el papel, Anne trabajo un tiempo de asistente

Con el fin de encajar bien con el personaje, trabajó como voluntaria en una casa de subastas.

 

 

Las escenas en las que Miranda Priestly lanza su abrigo sobre el escritorio de Emily fueron muy difíciles de lograr

Hubo que realizar al menos 30 tomas. Su brazo se quedaba atascado, o no lo lanzaba en el momento adecuado.

 

 

El vestuario de la película costó alrededor de 1 millón de dólares

La estilista y diseñadora Patricia Field fue quien ideó las tenidas la hicieron merecedora de un premio Oscar en vestuario.

 

 

Valentino es el único diseñador que aparece en la película

Algunos especulan que Anna Wintour amenazó a algunos diseñadores con eliminar sus marcas y prendas de Vogue.

 

 

Esta película le dio más popularidad a la semana de la moda

Antes de esta película, la semana de la moda era un evento limitado para los miembros de la industria.