7 Formas Rápidas De Des-estresarte En El Trabajo

Recibe las últimas novedades del mundo de la moda.

Por mucho que amemos nuestro trabajo, es imposible que éste, con las responsabilidades y presiones que conlleva, no nos pase la cuenta. Para esos días en que sientes que estás muy tensa o estresada, prueba alguno de estos 5 tips súper rápidos y simples que te ayudarán a relajarte y mejorar las perspectivas!

 

stress-and-job

 

1. Engaña a tu sistema nervioso con un té de hierbas.

“Cuando estás estresada, los músculos de nuestro estómago se contraen, creando tensión en el área abdominal y a través del cuerpo,” explica Irina Kushnir, una experta en aromaterapia y coach de salud. “La manzanilla y el jengibre son calmantes del sistema digestivo y ponen a tierra las emociones. La lavanda calma el sistema nervioso”.

 

2. Prueba un ejercicio de respiración.

El Dr. Brian Ghessi, director del centro Alive Wellness, recomienda lo siguiente: Siéntate derecha. Toma un par de respiraciones suaves y profundas, inhalando por tu nariz, y exhalando por tu boca. Repite con las manos colocadas sobre tu pecho, asegurándote de que tu pecho se expande cuando inhalas, y se cierra cuando exhalas. Luego coloca tus manos sobre tus caja torácica (en las costillas) y repite. Ubica tus manos sobre tu estómago y repite. Para áreas tensas, bota el aire mientras dices (bien despacio para que tus compañeros de trabajo no te escuchen obviamente) “ahhh”.

 

3. Aplica sándalo en tu ropa.

Nerviosa antes de una reunión de directorio de una de revisión semestral? “Aplica dos gotas de sándalo sobre tu ropa para aliviar la tensión antes de la presentación,” aconseja Robert Tisserand, experto en aromaterapia y aceites esenciales.

 

4. Date un descanso.

La tensión se acumula rápidamente durante el día, como todas sabemos. Date un descanso de 3 minutos cada una o dos horas para conversar un poco con un compañero de trabajo o date una vuelta por la oficina–lo que sea que te ayude a relajarte y refrescar tu mente aunque sea por un momento.

 

5. Di que no.

“Las mujeres suelen tener problemas para establecer límites, porque no les gusta decepcionar a la gente que cuenta con ellas,” explica Priscilla Marotta. PhD., autora de Poder & Sabiduría: El Nuevo Camino Para La Mujer. Si una tarea va a hacer que tu presión sanguínea se dispare, deberías reconsiderar antes de decir que “si”.

 

6. Estírate en tu escritorio.

Considerando que la mayoría de nosotros pasa la mayor parte del día mirando una pantalla de computador, dos de las áreas más importantes para tratar son el cuello y la espalda. Atiéndelos sentada en tu silla girando los hombros cada una hora–tres veces hacia atrás, y tres veces hacia adelante.

 

7. Mezcla aceites esenciales con tu crema humectante o base.

Para la primera aplicación de la mañana o una re-aplicación a medio día, añade 2-2 gotitas de aceite a tus productos del cuidado de la piel. “Una mezcla de salvia relaja los músculos faciales con sus cualidades terapéuticas antiespasmódicas,” explica Kushnir. “Lavanda y bergamota ambas levantan y ayudan a equilibrar las emociones. El Ylang Ylang también es un estabilizador de hormonas.”

Síguenos en facebook