5 Formas En Las Que Tu Celular Está Arruinando Tu Piel

Cada vez que hablas o mandas un mensaje con tu celular, estás poniendo en riesgo tu piel (incluso si estás leyendo este artículo desde el tuyo, lo estás haciendo también). En una cultura que se basa en la tecnología, sabemos que es inevitable que no uses tu celular varias veces al día. El acné, las arrugas y las manchas son sólo algunos de efectos secundarios negativos de la interacción con nuestros teléfonos. Pero no te preocupes, sabemos que es imposible renunciar a este aparato, así que te dejamos una lista de soluciones para que evites este problema!

 

1. Arrugas

El problema: Al mantener la mirada constantemente hacia abajo fija sobre el teclado, te está causando más daño del que imaginas. Al mantener esta posición por largos períodos de tiempo, puede provocar arrugas debajo de la pera y alrededor del cuello. También, al fijarnos sobre el texto que suele ser pequeño, puede causarte las temidas “patas de gallo” alrededor de los ojos.

La solución: El cuello y el escote son una de las primeras áreas en mostrar signos de envejecimiento. Asegúrate de estar empleando todos los productos para el cuidado de la piel que prevengan el envejecimiento temprano de esta zona.

Wrinkles

 

 

2. Alergias a la piel

El problema: La próxima vez que veas una espinilla en tu rostro, considera la posibilidad de que el celular podría ser el culpable. Un estudio reciente demostró que el níquel y cromo que poseen las carcazas de los teléfonos celulares, pueden causar una reacción en la piel llamada dermatitis alérgica de contacto.

La solución: No todas las marcas de teléfonos contienen níquel y no todo el mundo es sensible a este mineral. Si eres de las que tiene piel sensible, pon una carcaza plástica sobre el celular y cubre la pantalla con una mica para así evitar la irritación en el rostro.

 

3. Acné

El problema: ¿Sabías que tu celular lleva más bacterias que el mango del asiento de tu baño? (increíble!). Sólo piensa en todo lo que el maquillaje y sudor que termina en la pantalla después de una larga conversación. Esa suciedad puede acumularse y causar brotes de acné en la piel.

La solución: Hay muchas formas distintas en que puedes limpia tu teléfono. Prepara una solución a base de agua y 40% de alcohol o también puedes usar cualquier limpiador de pantallas. Considera también el uso de un audífono.

Depositphotos_12784347_xl

 

 

4. Ojeras

El problema: La luz LED  del celular puede afectar la forma en que duermes. El resplandor azul que emana del computador, celular y tablets, puede romper con tu ritmo interno de sueño, lo que significa que es más difícil conciliar el descanso profundo. También son un factor negativo las notificaciones incesantes de las redes sociales y correos electrónicos.

La solución: Menos sueño significa más ojeras. Te recomendamos que antes de acostarte dejes tu celular fuera de la pieza e inviertas en un reloj despertador de esos pasados de moda. Para prevenir la hinchazón de los ojos, puedes usar cremas de ojos anti-edad.

Under-Eye-Circles

 

 

5. Manchas

El problema: El sobre calentamiento que se produce cuando estamos hablando por celular durante mucho rato, puede causar problemas importantes en la piel. Este calor extra puede alterar la producción de melanina, que puede causar manchas oscuras o decoloración.

La solución: No dejes frotar el celular sobre tu cara durante demasiado tiempo. Si estás en un área privada, pon el celular en alta voz o cambia a Bluetooth para mantener conversaciones largas.