La Transformación De 10 Celebridades Prueba La Importancia De Unas Buenas Cejas

Las buenas cejas están por todas partes en estos días, pero hace apenas una década atrás, la moda era usarlas extremadamente delgadas, con arcos muy marcados y separadas. Ahora la moda es completamente distinta, usándose más grandes y completas, lo que además de hacer una gran diferencia en el rostro, da un aspecto de juventud instantáneo!

Hay algunas tendencias de belleza que fueron propias de los ’90s y principios de 2000 que claramente no nos interesa repetir, pero aquí queremos mostrarles a 10 celebridades que sobrevivieron dignamente al paso del tiempo y ahora lucen unas lindas y elegantes cejas.

Es realmente impactante la diferencia e importancia de unas buenas cejas, por eso aquí te dejamos las fotos que dan testimonio de esto!

 

 

 

Jessica Alba

Jessica-Alba

En el estreno de Los Ángeles de Big Daddy en 1999, las cejas de Jessica Alba eran rectas, muy cortas y separadas. Ahora son más gruesas y con un arco sutil.

 

 

 

Drew Barrymore

Drew-Barrymore

Como Drew Barrymore ha estado en la palestra desde que es una niña (partiendo en 1985), ella ha sido vista con muchos estilos y tendencias que vienen y van. Recordando su época de los ’90s, cuando usaba esas gargantillas y cejas muy delgadas, sin duda preferimos su look actual en que luce unas cejas más gruesas y naturales.

 

 

 

Jennifer Lopez

Jennifer-Lopez

En el estreno de Anaconda en 1997, Jennifer hizo alarde de sus rizos naturales, combinados con sus cejas extra delgadas y arcos muy marcados. En pelo de la estrella está mucho más claro estos días, y sus cejas también, que aunque son mucho más gruesas que en los ’90s, se ven más pulidas.

 

 

 

Megan Fox

Megan-Fox

Para la aparición de Megan en la película Confessions of a Teenage Drama Queen estrenada en 2004, sus cejas eran escasas y muy espaciadas. Ahora, ella tiene unas de las cejas más envidiadas de Hollywood!

 

 

 

Christina Aguilera

Christina-Aguilera

Durante su fase de Xtina en 2003, la estrella del pop dibujaba unas cejas extra delgadas de color castaño que se enfrentaban con su color de pelo y cutis. Actualmente, sus cejas rubio oscuro se complementan mucho mejor con su pelo y resaltan más sus brillantes ojos azules.

 

 

 

Cameron Diaz

Cameron-Diaz

Cameron todavía tiene unas cejas delgadas, pero son mucho más suaves y naturales en comparación a las que usaba en 1994.

 

 

 

Beyoncé

Beyoncé

A estas alturas todas sabemos que el pelo de Beyoncé no es mágico, pero sus cejas definitivamente lo son. Desde 2001, sus cejas han florecido en unas dignas de una reina.

 

 

 

Angelina Jolie

Angelina-Jolie

En el año 2002, Angelina era conocida por beber la sangre de su entonces marido Billy Bob Thornton y tenía unas cejas que coincidían perfectamente con ese personaje exótico. Ahora, ella se ha convertido en una actriz de renombre internacional y humanitaria, luciendo además unas cejas más suaves y llenas.

 

 

 

Gwen Stefani

Gwen-Stefani

Las cejas ultra finas que Gwen usaba en 1996 le daban un aire de la década de los años ’20 que hacían gran contraste con su melena platinada. Sus cejas de ahora, además de ser mucho más completas, tienen una tonalidad ceniza que se ajusta mucho mejor a su color de pelo. Aunque hay casi 20 años de diferencia, creemos que se mucho más joven en la foto de la derecha!

 

 

 

Olivia Wilde

Olivia-Wilde

En 2003, Olivia Wilde tenía el pelo rubio y unas cejas excesivamente angulosas. Ahora, esta morena ha elegido un look más natural y unas cejas más completas.

Cómo Encontrar La Forma Perfecta Para Tus Cejas

Las cejas han sido un tema de conversación desde hace un tiempo. Al igual que la moda, parece como si las tendencias de cejas van y vienen con las estaciones. Hace unos años, unas muy definidas y delgadas eran símbolo de belleza, mientras que hoy las gruesas y tupidas son tendencia. Sin embargo, no todas han sido benditas con unas cejas frondosas, y en lugar de buscar una forma poco natural, lo mejor es aprender a mejorar lo que ya tienes y con la menor cantidad de herramientas posibles.

¿Quieres encontrar la forma perfecta para tus cejas? ¡Sigue leyendo!

 

Cara-Delevingne

 

Localiza el inicio y los puntos finales.

Empieza alineando tus pinzas a lo largo de tu nariz. Al hacer esto debes ser capaz de ver que la parte delantera de tus cejas se alinean con el puente superior de la nariz. Después de hacer esto, asegúrate de sacar sólo los pelos perdidos que hay entre ellas, no debes eliminar más de la cuenta porque entonces tus cejas se verán demasiado separadas.

Para localizar el final de tus cejas, alinea las pinzas con la línea externa de tus ojos. Donde tus pinzas encuentran el hueso de la frente es donde tus cejas deben terminar. Recuerda que las cejas de cada persona son diferentes! No todas las cejas se extenderán hasta la esquina externa de ojo, y otras lo pasarán. Al igual que la preparación del inicio de tus cejas, no necesitas sobre-depilar el final, sino que sólo limpiar los pelitos extra.

 

 

Define el arco.

La forma más fácil de definir el arco es usando un lápiz delineador blanco. Éste te ayudará a localizar los pelos perdidos que se encuentran fuera de la forma de tus cejas. Dibuja una línea trazando la parte inferior de las cejas. En este paso es importante que estés siguiendo la forma natural de tus cejas y no crear uno nuevo. Una vez que has dibujado la línea, depila los pelos perdidos que quedan debajo de ella.

Un último consejo para definir los arcos de las cejas es recortarlas. Para esto usa un cepillo de cejas y péinalas hacia arriba. Toma unas tijeras de cejas y corta los pelos que fuera de la forma real de tu arco.

 

 

Esculpe las cejas.

Ahora que ya has mejorado la forma natural de tus cejas, es hora de que las ayudes a notarse un poco más. Si eres más natural cuando se trata de maquillaje, los geles de cejas van a ser tu mejor amigo. Los geles transparentes te ayudan a mantener las cejas esculpidas durante todo el día sin tener que rellenarlas. Si tienes cejas escasas, puedes probar un poco de lápiz, polvos o geles de colores.

Recuerda mantener las cosas lo más natural posible. Empieza rellenando los arcos con movimientos que imiten la dirección del crecimiento natural de tus pelos. A continuación, sigue tu arco hasta rellenar el final de tus cejas. Usa movimientos largos pero cuida no ir más allá de los extremos.

Por último, usa trazos más pequeños para llenar los puntos de partida. Esta área es donde debes rellenar lo mínimo posible y recuerda siempre usar movimientos que imiten el crecimiento y dirección natural de tus cabellos y siempre evita los excesos. Como toque final, usa tu cepillo de cejas para mezclar el producto y tus cejas naturales para lograr así un efecto más natural.

 

Recuerda que al igual que cualquier otra cosa en la vida, la práctica hace al maestro!

La Mejor Guía Para Retocar Tus Cejas En Casa

La era de las cejas depiladas está quedando atrás, y así lo han demostrado algunas de las estrellas jóvenes como Lily Collins o Cara Delevigne que han impuesto un look de cejas más gruesas y naturales. Si quieres hacer un cambio en tu rostro y unirte a esto, te contamos que puede demorar un poco pero es absolutamente posible y puedes hacerlo tú misma! Sigue hacia abajo y conoce esta completa guía para lograr retocar tus cejas en tu casa!

 

 

Lily-Collins--Yo-Dona-Magazine-2014--04

 

 

Fase #1: Que te vuelvan a crecer tus cejas naturales.

1. Deja las pinzas: Lo primero que tienes que hacer si quieres darle forma a tus cejas es dejarlas crecer completamente, y lamentablemente dependiendo de cuánto las has depilado, esto puede demorar hasta dos meses (pero valdrá la pena!). Incluso, si te las depilas regularmente esto produce un daño en el folículo piloso, por lo que incluso podría llegar a demorar un poco más. Sólo déjalas crecer y no hagas nada con ellas.

 

2. Usa un serum de crecimiento: Esperamos que sigas dispuesta a esto después de saber lo que demora su crecimiento! Pero no te preocupes, existen productos que aceleran ese proceso. Hay unos serums de crecimiento que realmente funcionan. Debes usarlo unas dos o tres veces por semana. Simplemente aplica el producto en la zona en que la que quieres que crezca el pelo o bien sobre toda la zona de las cejas.

 

3. No le tengas miedo al desorden: Puede resultar algo difícil aguantarse de no sacar los pelos mientras están creciendo cada vez que te miras al espejo. Pero recuerda que sólo tú ve esas imperfecciones y es porque te estás fijando demasiado.

 

4. Cubre los pelos: No te asustes, esta situación se puede controlar y hay algo que puedes hacer para ocultar los pelos que están creciendo y que no quieres que se vean. Puedes usar una sombra en tono champán o cobre dependiendo de tu tono de piel y aplicarla sobre el hueso de tus cejas para reflejas la luz y acentuar el arco y además dejará cubiertos los pelos bajo un tono más sutil.

 

 

Fase #2: Dales forma.

1. Identifica y protege tu arco: Ya han transcurrido dos largos meses en que no has usado tus pinzas, lo lograste! Tus cejas se ven como ese día antes de que decidieras depilarlas? Muy bien! Ahora es minuto de identificar tu arco. Los arcos de algunas personas son más altos y otras los tienen medios o bajos, todo depende de la forma de tu cara. Ahora que los pelos han crecido podrás ver dónde cae tu arco naturalmente. Si necesitas ayuda, toma un lápiz y ponlo donde empieza tu nariz y ponlo derecho paralelo a tus pupilas y en el punto en que el lápiz toca con la frente, ahí deberían estar tus arcos. Pero recuerda que además de encontrar el arco, es necesario trabajar con toda la ceja.

 

2. Empieza desde afuera: Ahora es cuando empiezas a usar ls pinzas! Empieza por depilarte los pelos perdidos que están encima de la cola de la ceja en el exterior. Muchas personas tiene estos pelos, y en muchos casos se conectan con la línea del cabello. Luego, una vez que ya has definido esta zona de las cejas puedes ver dónde está tu arco y luego desde ahí empiezas a trabajar desde afuera hacia adentro.

 

3. Mira tus cejas en líneas: Cuando miras tus cejas de cerca puedes ver que están hechas por líneas que atraviesan. La mejor forma para perfilarlas es ir sacando por líneas, sección por sección (como se muestra en la foto). Empieza por la cola y anda viendo el resultado de cada sección antes de seguir con la próxima, para así evitar sacar demasiados pelos y no tener la posibilidad de corregir.

image

 

4. Recorta los pelos muy largos: Si algunos de los pelos son demasiado largos pero rellenan y corresponden a la forma de la ceja, entonces no debes sacarlos, sino que tienes que recortarlo con una tijera de cejas para que quede del mismo tamaño que los otros pelos.

 

5. Déjalas ser por seis semanas: Han quedado atrás esos días en que podías sacar un pelo cuando se te antojó. Hay un método para frenar este impulso e implica simplemente “dejarlos ser”. En los intervalos entre los recortes debes esperar alrededor de un mes y medio hasta que las puedas tocar de nuevo. Por lo general, buscamos un look que sea de bajo mantenimiento, pero cuando se trata de nuestro rostro, estamos acostumbradas a que sea justamente lo contrario y por lo mismo sacamos los pelos en cuanto aparecen! Déjalas estar y no caigas en la tentación de retocarlas todo el tiempo, de esta forma será mucho más fácil darles forma cuando corresponda.

 

 

Fase #3: Acostúmbrate a tus nuevas cejas.

1. Elige un color: Usa un lápiz de cejas para rellenar, los polvos y cepillos también funcionan pero se necesita de más práctica para crear trazos que repliquen la apariencia de los pelos individuales. Elige un color de un tono más claro que el de tu cabello que está cerca de la frente. Un tono más claro es lo por lo general lo más seguro. Si vez un color que sea demasiado oscuro lo más probable es que no se vea natural.

 

2. Crea una base: Empieza muy suave al principio y luego dibuja trazos más oscuros y definidos para rellenar. Haz movimientos de izquierda a derecha dependiendo de qué tan planas son tus cejas, al principio puede verse un poco duro, pero recuerda que sólo estás haciendo la base.

 

3. Mezcla: Toma un cepillo como los de rímel pero que esté limpio y empieza a mezclar para suavizar los bordes. Una vez que hayas hecho esto, puedes irte a la zona de la cola de las cejas y hacer trazos más deliberados con el lápiz para crear la ilusión de pelo y así rellenar un poco esta parte que es la más débil.

 

4. Termina con un gel: Finalmente, usa un poco de gel transparente para fijar la forma de tus cejas.