Detén Tus Antojos Antes De Que Ocurran Con Este Genial Truco

La mayoría de nosotras se ha enfrentado a más de un antojo en su vida – algunas más que otras, obviamente. Pero, ¿cómo los tratamos? Existe un enfoque sicológico para el tratamiento de la ansiedad y esto empieza por “ser conscientes de lo que estamos comiendo”. Es bastante simple, pero quizás puede ser más difícil cuando lo ponemos en práctica.

Comer conscientes se trata de simplemente estar al tanto de lo que comemos, sin embargo, no es para que te sientas culpable o con la idea de constante de que hiciste una mala elección. El propósito de esto es que estés al tanto de todo lo que está pasando con tu cuerpo. La tendencia general es a comer a ciegas y al final del día no tenemos idea de que hemos ingerido en cada comida.

 

8467d97e901752bc87d9eaa9d0c1eb73

 

 

Así es como se empieza la práctica de comer conscientes:

– Empieza con un favorito: Elige tu alimento favorito o uno que realmente disfrutes y comes con frecuencia.

– Siéntelo: Observa su aspecto, tacto, textura y olor. Aprecia el aspecto y olor de tu alimento y empieza a observar las sensaciones que pasan en tu cuerpo, especialmente en el estómago y en la boca.

– Observa antes de masticar: Una vez que tomas el primer mordisco, observa la sensación de la comida en tu boca sin masticar. Con cuidado, piensa en el sabor de esta comida.

– Anda lento y piensa: Mastica lentamente y haz una breve pausa. Piensa sobre la ubicación de la comida en tu boca, así como también en el sabor y la textura. Concéntrate en cómo el sabor y textura cambian a medida que continúas masticando.

– Pausa: Antes de tragar, presta atención a la necesidad de tragar. Hazlo conscientemente y nota la sensación de la comida viajando por el esófago hasta el estómago. Presta atención a cualquier sensación física.

– Siéntete agradecida: Tómate un momento para expresar tu gratitud por la comida, por aquellos que te la dieron y por la forma en que se hizo. El concepto de gratitud te ayudará en el proceso global de comer consciente.

 

 

La práctica de comer consciente tiene varias técnicas que puedes implementar para empezar con una alimentación saludable y romper los malos hábitos alimenticios. Te recomendamos estos siguientes consejos que puedes poner en práctica hoy mismo:

– Suelta tu tenedor entre cada bocado: Esto te ayudará a ser consciente de la porción y de lo que estás comiendo (y qué tan rápido!).

– Toma por lo menos 30 minutos en terminar una comida: Disminuir la velocidad le permitirá a tu cuerpo procesar la leptina, que desencadena la sensación de saciedad en el cerebro.

– Come cuando tengas hambre y no te prives: Esto evita los antojos antes de que sucedan y además, la privación puede conducirte a una obsesión por la comida.

– Concéntrate en comer: Cuando comes, no hay que hacer nada más. Por lo general, uno come mientras está trabajando, viendo TV, moviéndose a algún lugar o concentrada en otra cosa que no tiene ver con la comida. Hazte un tiempo y céntrate sólo en los alimentos y en cómo afectan tu cuerpo.

Gánale A Tus Antojos De Comidas Con Estos Tips

A todas nos ha pasado que tenemos esa batalla interna acerca de lo que nos privamos de comer y de nuestros antojos, porque por lo general anhelamos alimentos que sabemos debemos evitar. Pero lo cierto es que deberíamos tomar atención a  nuestros antojos, ya que son señales que nuestro cuerpo manda de que necesita ciertos nutrientes para poder funcionar correctamente. Sin embargo, muy seguido estamos antojadas de alimentos o sustancias que son en realidad adictivas y no esenciales (por lo demás, muchas veces son perjudiciales) para nuestro cuerpo.

 

86490280

 

Las personas que experimentan cierta adicción a los alimentos que contienen azúcar, harina blanca, chocolate café o alcohol, pueden presentar síntomas de abstinencia al tratar de dejar de consumirlos. Entre estos síntomas se pueden encontrar intensos dolores de cabeza, antojos, depresión y ansiedad. Una mordida a estas comidas puede aliviarlos instantáneamente, pero recuerda que por más fácil que pueda ser aliviar los síntomas, esto no revertirá la adicción. Los primeros cuatro días de limpieza son los más difíciles, pero las ansias van a disminuir con paciencia y tiempo.

Echemos un vistazo a los mayores culpables. Todas sabemos que el azúcar es perjudicial, pero aquí te contamos por qué deberías dejar de consumirla absolutamente. Para metabolizar el azúcar refinado, el cuerpo extrae los nutrientes de compañía (necesarios como catalizadores en el proceso digestivo) y también otras fuentes. Las “otras fuentes” pueden ser alimentos adicionales que consumimos durante las comidas, o también puede usar los micronutrientes de sus propios tejidos. Mientras estamos digiriendo el azúcar, estamos perdiendo a la vez vitaminas del complejo B, calcio, fósforo y hierro de nuestras propias reservas. Obviamente, este es el último recurso que usa el cuerpo, que tratará de mandar la señal de hambre antes, buscando alimentos con nutrientes esenciales. En lugar de consumir más calorías innecesarias, hay que encontrar los alimentos adecuados para satisfacer tus antojos, y aquí te contamos cuáles son.

 

Para combatir los antojos de:

 

Azúcares (galletas, dulces, pasteles, etc.)

ICE-CREAM-ice-cream-33393419-1366-768

Come más: Granos enteros, camote asado, calabaza, manzanas, dátiles y fruta cocida.

Come menos: Carne, sal, productos lácteos.

Sustitutos: Plátanos congelados (para helados), postres endulzados con malta de cebada, syrup de arroz, maple syrup.

 

 

Alcohol

DRINK-HERO-0039-GREEN-APPLE-MARTINI

Come más:  Carbohidratos complejos, verduras, choclo, hojas verdes.

Come menos: Grasas, sal, salsa de soya, proteínas de origen animal.

Sustitutos: Cerveza sin alcohol, fruta.

 

 

Café

o-COFFEE-TEA-TASTE-facebook

Come más: Vegetales, ensaladas.

Come menos: Carne. azúcar, sal, granos, harina.

Sustitutos: Café de grano.

 

 

Sal

Salt-014

Come más: Algas, porotos negros, verduras.

Come menos: Dulces, grasas, alcohol, carne, granos.

Sustitutos: Salsa de soya natural, miso (cantidades pequeñas), hierbas y especias.

 

 

Productos lácteos.

iStock_000016506648Small

Come más: Verduras de hoja verde, granos enteros, porotos, pescado.

Come menos: Azúcar, productos horneados, fruta, carne.

Sustitutos: Tofu (cantidades pequeñas, leche de almendras.

 

 

Grasas y dulces

junk-food1

Come más: Proteínas: pescado, huevo, pollo, pescado.

Come menos: Granos, fruta, ensaladas.

Sustitutos: Trata de eliminarlos de tu dieta.