Alegra Este Fin De Semana Frío Con Esta Deliciosa Tartaleta De Manzana Y Caramelo

Los días fríos y lluviosos se han vuelto comunes y para alegrarlos lo mejor es preparar algo rico para el desayuno y la hora del té (o también postre). Y esta tartaleta de manzana y caramelo cumple con todos los requisitos para endulzar los grises y oscuros días invernales. Más abajo encontrarás la receta de esta exquisita tartaleta para que sorprendas a tu familia este fin de semana.

 

 

 

Ingredientes

(8 porciones)

Para la masa
-2 1/2 tazas de harina sin polvos de hornear (y un poco más para la superficie)
-1 cucharadita de sal de mar
-250 gr de mantequilla sin sal cortada en cubitos
-1/2 taza de agua fría
-1 cucharadita de vinagre de manzana

Para el relleno
-1 kilo de manzanas peladas, cortadas en cubitos de 1 cm aprox.
-2 cucharadas de jugo de limón recién exprimido
-1/2 taza de azúcar rubia (y un poco más para la superficie)
-1/4 de taza de azúcar granulada
-1/2 cucharadita de sal
-1 1/2 cucharada de maicena
-1 cucharadita de canela en polvo
-2 cucharadas de mantequilla sin sal
-1 huevo grande batido

Para acompañar
-Helado de vainilla
-1/2 taza de nueces picadas

 

 

 

Preparación

-Encender el horno a 180º.
-Enmantequillar un molde redondo especial para tartaletas.
-En un bowl grande, mezclar con las manos el harina, la sal y la mantequilla. Una vez que los cubos de mantequilla se deshagan en pequeños gránulos, agregar el agua y el vinagre de manzana. Seguir amasando hasta lograr una masa bien firme y homogénea. Tapar el bowl con un film plástico y refrigerar la masa por una hora.
-En una olla mediana, colocar los cubitos manzana, el jugo de limón, el azúcar y la sal. Cocinar a fuego medio sobre un tostador por aproximadamente 40 minutos; revolver ocasionalmente. Con la ayuda de un colador, escurrir el líquido de las manzanas y reservarlo para después. Colocar las manzanas cocidas en un bowl y espolvorear encima la maicena y la canela.
-En otra olla pequeña, calentar la mantequilla a fuego medio hasta que se dore. Añadir el jugo de manzana previamente reservado y llevar a ebullición. Cocinar hasta tal punto de que se vea el fondo de la olla cuando se revuelva con una cuchara de palo. Vierte el caramelo sobre las manzanas cocidas y revolver.
-Para armar el pastel, uslerear la masa refrigerada tratando de formar una circunferencia de no más de 1 cm de espesor. Colocar la masa sobre el molde, apretar con los dedos y cortar los excesos (reservarlos para la superficie).
-Rellenar el pastel con la mezcla de las manzanas acarameladas.
-Para terminar, hacer una trama con la masa restante sellando cada extremo con la corteza de las orillas. Llevar al freezer por 20 minutos.
-Pincelar toda la superficie del pastel con el huevo batido y esparcir un poco de azúcar rubia encima. Llevar al horno por 40 minutos o hasta que la masa esté ligeramente dorada.
-Servir tibio acompañado de helado de vainilla y nueces picadas.